Las experiencias colectivas desarrolladas en los laboratorios nos llevan a crear una metodología y una estructura que generen modelos reusables en otros entornos. Se organizan en fichas que contienen una lista de materiales acompañado de un procedimiento, dando libertad a los usuarios para realizar variaciones y ajustes según las realidades de su entorno.

Skip to content